El gobierno como aliado de EdTech

Las autoridades gubernamentales son aliados naturales de la educación tecnológica pues es gracias a los avances en este sector, que existen nuevos programas que mejoran la calidad de la educación y, por lo tanto, herramientas para darle impulso a la calidad de vida de las personas.

 

Entre 2013 y 2016, el Gobierno Federal invirtió más de 7,600 millones de pesos en la adquisición de computadoras y tabletas digitales, destinadas a programas específicos dentro de las escuelas.

 

Además, creó los centros Punto México Conectado, que dan servicio de capacitación en los 32 estados del país, en diferentes temáticas. También se pueden consultar los libros gratuitos de la Secretaría de Educación Pública (SEP) en internet, como libros digitales.

 

Estos son algunos de los esfuerzos que el gobierno hace a favor de la educación y con emprendedores EdTech como aliados.

 

EdTech y el gobierno

 

Además de los programas educativos que se usan para la educación básica —jardín de niños, primaria y secundaria—, instituciones privadas de educación también representan un papel importante en la educación a través de la tecnología.

 

El Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey tiene años con programas de educación continua para cualquier persona que esté dispuesta a estudiar y pagar la matrícula, pero entre 2010 y 2015, la institución obtuvo 41 contratos con organismos del Gobierno Federal para impartir cursos, seminarios y diplomados que le reportaron ingresos por 30.7 millones de pesos, según datos de contrataciones públicas Contratobook.

 

Otras instituciones privadas también plantean el trabajo de la mano con el gobierno para que sus programas lleguen a más personas. Puedes leer más al respecto en el estudio de ENOVA EdTech: Transformación de alto impacto.

 

La unión de gobierno y empresas privadas del sector EdTech será clave para el crecimiento de ecosistema pues no sólo se logrará una mayor penetración de mercado sino inclusive políticas públicas que estimulen la inversión, el crecimiento y el uso de la tecnología en la educación.